Hay un intrépido auge a practicar deportes como el running que últimamente se ha puesto muy de moda.

Ligado a la práctica de deporte se modifican hábitos en la dieta y aprendemos a comer de otra manera. Pero nos hemos preguntado cómo afecta esto a nuestra salud dental?

Cuando practicamos deporte es importante hidratarse por varias razones. Pero la que a nosotros nos importa es la sequedad de boca.

Cuándo hay sequedad de boca se forma un medio muy propicio para aumentar la agresividad de las bacterias de la boca y es más fácil que se formen caries.

A veces también nos ayudamos con bebidas energéticas o isotónicas que son ricas en azúcar y que muchas veces contienen cítricos como limón, naranja o lima. El azúcar ya es sabido que es un gran enemigo para los dientes pero los cítricos también por su alta acidez. Si usamos este tipo de bebidas hay que mirar que tengan el menor número de hidratos y a ser posible sin cítricos añadidos. Y si sólo bebemos agua mucho mejor.

Las barritas energéticas son otro gran enemigo.

Suelen estar formadas aparte de azúcar por componentes pegajosos que se quedan enganchados a nuestras muelas durante horas. Las bacterias al alimentarse de estos restos de las barritas producen un ácido que deshace nuestro esmalte pudiendo así penetrar en el interior de nuestras piezas dentales y producir caries.

La pasta y el arroz es por todos sábido que es la base alimentaria de muchos deportistas porque aporta mucha energía a nuestro cuerpo.

Estos alimentos son trasformados por una enzima que es la amilasa en azúcares. Otra vez nuestro enemigo el azúcar.

Así que si practicas deporte ya sea como hobbie o por estar más sano no olvides esta información para tu buena salud dental.